La mala de la película

"no soy mala, es que me han dibujado así"

5 de Julio de 2005 - Aire

Tregua a la nada

Nuestras miradas se descubrieron de entre aquellos diez mil sacos de huesos extraños. La multitud serpenteaba. Derecha, izquierda, subir, bajar. Se echaban los ojos unos a otros, como el que quiere tocar el aire, camuflando las manos en lo etéreo, dejando a un lado lo de dentro, soldados de la nada. Pero los nuestros, los nuestros fueron dos piezas de un puzzle que se absorbieron.

En ese instante, jamás sabré por qué, entramos en una dimensión mágica para el hombre. En el que la atracción más terriblemente irracional destrozó los cimientos de lo cotidiano, y dio paso al indestructible placer de reconocerse en los ojos del otro a uno mismo. Y de pronto, sin darte cuenta, ya no eres capaz de ver lo que hay a tu alrededor si no es con otras pupilas que las suyas. Hemos dibujado el porvenir en telas descosidas con los dedos, nos hemos cogido tan fuerte de las manos… Recuerdo que inventamos oraciones para quemarnos en gemidos cada noche. Y buscando en el cielo, subimos tan alto, tan alto… Que perdimos el miedo a caer, porque de hacerlo, sabíamos que creeríamos volar, planeando uno en la mirada del otro.

Pero nos rajamos en sangre. Enajenó al corazón el sinsentido, y caímos como caen los rayos en tormenta. Traté de agarrarme a tus pestañas, incluso pensé en engancharme con el alfiler de un te quiero, pero sólo supe mirar al suelo. No vino por mí tu aliento, no vinieron por mí tus brazos. Y aterricé en la tierra, de nuevo, entre la multitud. En el día de prensa y café, en sentir que siempre pierdo. Otra vez, rodeada de paredes que se inclinan, de rocas apiladas con disfraces de humanos que dicen quererse. De letras muertas, y de ojos que se miran y no se ven. Y la tristeza de verte a ti, como aquella vez entre todos ellos, de lejos. Pero esta vez no verme definida en ellos. Sentirnos como dos pistolas en época de tregua. Extrañas, lejanas, fuera de toda batalla, olvidando que alguna vez pudimos ganarle la guerra a la nada.

18 comentarios para “Tregua a la nada”

  1. Webo dice:

    Esto me huele a sexo loco y desenfrenado? jaja

  2. Webo dice:

    Perdonad mi mente calenturienta. Kiero felicitar a Pixel y Dixel por usar licencia CC.

  3. tenes esa capacidad para trasladar… me encanta.

    salud!.-

  4. papa oso dice:

    …buffff!!

  5. papa oso dice:

    pues a mi mas que “a sexo loco y desenfrenado” me huele a sexo calmado… casi tantrico!!

  6. Muy emocionante Mala, y muy triste.

  7. Entro a los comments pensando que este era otro post sobre Star Wars, y leo nosequé de sexo y calentones.

    Creo que me estoy haciendo mayor.

  8. Un cuento de sensaciones muy bonito…

    Sigue asi, Mala

    Bye
    None

  9. Muchas gracias a todos, emocionais a una. :)Acertaste papi oso, sólo lo tántrico tiene ese toque un poco triste.

  10. DMSR dice:

    “En sentir que siempre pierdo”. Me quedo con esta frase, que envuelta por el resto del texto que has sabido regalarnos, evidencia que siempre se gana algo, para el espíritu propio o para el de quienes sepan escucharnos. Gracias por dejarme escucharte.

  11. Ganarle la guerra a la nada… ¡qué gran batalla!

    Preciosos texto, Mala, que da para más, sin duda.

  12. Es un placer DMSR, me alegran mucho tus comentarios.

    David, viniendo de ti, me pongo colorada ante el maestro;)

  13. Magistral. Me llega muy dentro. Incluso puede abrir antiguas heriditas que parecían cerradas… (no te preocupes, es algo muy bueno, porque si no se abren de vez en cuando, se olvidan y es aún más triste)

    De verdad, estoy flipando, tía, roza lo épico (qué coño rozar, lo traspasa!), con esa… fuerza de la sinceridad que hace al que lo lee llegar a meterse en ‘tu’ piel y sentir ese abismo de tristeza y soledad, lo haya vivido alguna vez o no.

    eres una crack.
    un besazo, y ánimo en los días oscuros.

  14. “Sentirnos como dos pistolas en época de tregua” y tantas otras… kojonudas!!!!, muchìsimas gracias por estos regalos q nos eskribes. Sigue asì.

  15. Voy a parecer pedante del todo, pero qué coño, es que tu comentario me ha hecho soltar un suspiro que casi se lleva el ordenador por delante Serch.

    Más besos para ti, que vaya inyección de adrenalina me has provocao. Gracias 🙂

  16. las que tú tienes, resalá 😉

  17. Pablito:: dice:

    Me recordaste un par de veces q yo tambien me quede con las ganas…
    Donde puedo comprar algo de mala embotellada?
    Es q me dejas con sed de mas nenita

  18. jajajajaja, recuerda que siempre hay un poquito de mala en cada botella de Ron

Deja un comentario

Ver más microrelatos