La mala de la película

"no soy mala, es que me han dibujado así"

22 de Mayo de 2005 - Aire, Cine

La mala ha vuelto

 /class=

He vuelto con pletórica y agotada al mismo tiempo. Desgraciadamente no pude disfrutar de demasiadas películas en el Festival de Peñíscola. Pero sí pude alegrarme del ambiente y de los días allí vividos. Mi enhorabuena a todos los que organizan el asunto, y mi deseo de acudir el año que viene a echar otra mano por ahí. Que una se lo pasa bien trabajando, y conseguir eso es muy difícil.
Gran ambiente: Festival humano, entrañable, sorprendente y humorístico donde los haya.

Y ahora para no irme de rositas, les recomiendo mi película favorita del grandísimo director Gus Van Sant: Mi Idaho Privado
Exquisito poema cinematográfico sobre la búsqueda eterna que supone el pertenecer a algún lugar mientras convives con el solitario paisaje del alma. Imágenes y palabras cautivadoras y llenas de personalidad. Con este film, que habla de una manera brillante de la indigencia, la homosexualidad y la prostitución juvenil, consiguió llevarse el rechazo de la mitad de la población estadounidense. Sin embargo, la película se llevo diversos premios en festivales y fue aclamada por la crítica. Y yo, estoy de acuerdo, y más con ese reparto que… ¡ays!

8 comentarios para “La mala ha vuelto”

  1. adiskide dice:

    cuerpos en venta y motos…mmm ¿y dices que es una peli profunda?
    =)

  2. que envidia no poder estar alli. un abrazo descubridora de cine.

  3. quién es el de detrás de Keanu?

  4. El fallecido River Phenix :´(

    Es una peli profunda en tanto que hay grandes cavidades, jajaja

  5. Señor Abuelo, sabe por qué no puedo dejar comments en su weblog? Es una rabia porque le iba a dar un buen consejo que me han comentado para dormir bien

  6. La extrañamos,señora mala.

    Otro dia me checo esa peli.Todo lo relacionado con motos me parece,chido,genial,y guanderful.
    Guelcombak!

  7. ¿Conoce usted a Amaia Revuelta?

  8. Pues creo que sí señor Galahan. Voy a preguntarlo, porque al final entre tanta gente soy la última en enterarme de a quién conozco

Deja un comentario

Ver más microrelatos